miércoles. 20.10.2021 |
El tiempo

.

Salud Pública no cumple sus propias regulaciones en materia de consumo de tabaco

Salud Pública no cumple sus propias regulaciones en materia de consumo de tabaco

SANTIAGO, RD /REDACCIONDESALUD- La Alianza Dominicana Anti-Tabaquismo (ADAT) critica al Ministerio de Salud por no cumplir ni siquiera sus propias regulaciones en materia de control de consumo de tabaco.

La entidad que agrupa más de cuarenta organizaciones dijo que en la República Dominicana existe suficiente normativa para frenar el crecimiento desmedido que tiene el consumo de tabaco especialmente en los niños y adolescente.

Podemos citar la ley 42-01 o Ley general de Salud, la ley 48-00 que prohíbe fumar en lugares cerrados bajo techo, la ley 16-19 que prohíbe el uso de la hookah en lugares públicos y privados y la ley 136-03 que constituye el código para el sistema de protección y los derechos fundamentales de niños, niñas y adolescentes.

Como podemos notar, nuestras autoridades sanitarias y del ministerio público tienen instrumentos jurídicos suficientes para controlar la forma despiadada con la industria tabacalera ataca la población dominicana con especial interés en los más jóvenes.

Sin embargo, donde las autoridades sanitarias reflejan la mayor negligencia en esta materia es en el cumplimiento de la resolución 000018 del 28 de mayo del 2015 del Ministerio de Salud Pública. Esta resolución declara libres de humo de tabaco los centros de salud de toda índole. Esta normativa abarca las áreas cerradas, los pasillos, los jardines, parqueos y todo el entorno de los hospitales, clínicas, laboratorios, farmacias y cualquier otra instalación de salud pública o privada.

A más de seis años de promulgada, esta resolución cuenta con un cumplimento muy bajo. Así lo mostró un levantamiento que realizó la ADAT en el municipio de Santiago en abril pasado. El objetivo de la investigación era evaluar el cumplimiento o fiscalización de esta resolución.

Como resultado se encontró que al 25 de abril del 2021 no había ninguna constancia pública del seguimiento, cumplimiento o fiscalización de esta resolución. Para este informe se observó el cumplimiento de esta resolución a través de una entrevista verbal a personas de diferentes áreas de desempeño de cada centro de salud de los 20 establecimientos (segundo y tercer nivel) de Santiago de los Caballeros. Se obtuvieron 60 entrevistas para un total de 20 centros de salud donde el 50% de estos fueron públicos. El 40% de los centros pertenecían al segundo nivel de atención mientras que el 60%, al tercer nivel.

Se evidenció que en el 70% de los centros, por lo menos un encuestado, respondió haber observado personas fumando en el plantel o en su perímetro en los últimos 3 meses. Solo un 10% de los centros reportan tener letreros que contraindiquen fumar en el mismo. Por otra parte, un 70% de estos centros reportan no tener conocimiento sobre los lineamientos dispuestos por la resolución.

Con unos datos así, no nos sorprende que el país saque las peores calificaciones en la región en materia de control de consumo de tabaco.

Si el ministro de salud quiere reducir la morbimortalidad por enfermedades no transmisibles, él sabe que debe implementar medidas de control de consumo de tabaco. Es hora de comenzar por casa. 
Comentarios
Lo más